Qué es el lipedema y cómo se trata

El lipedema es una enfermedad crónica del adipocito (célula de la grasa) del tejido graso subcutáneo, que consiste en el crecimiento asimétrico tanto en la proliferación como en el volumen de los mismos.

Es de lenta evolución, crónica y provoca dolor, tumefacción e inflamación, predominantemente en las extremidades inferiores, aunque también afecta en ocasiones a extremidades superiores.

Los síntomas más frecuentes asociados al lipedema son:

01

Hinchazón o edema de la zona afectada que aumenta con la sensación de calor, existiendo una desproporción de la zona con respecto al resto del cuerpo.

02

Tensión y cansancio en piernas.

03

Nódulos palpables que deforman la arquitectura de la piel, así como cambios tróficos en la piel.

04

Aparición de hematomas incluso sin traumas asociados.

¿Cómo se diagnostica el lipedema?

El diagnóstico del lipedema es netamente clínico, eso quiere decir que con una correcta exploración física detallada y conociendo la historia clínica del paciente es suficiente para realizar un correcto diagnóstico del lipedema. En algunas ocasiones se pueden utilizar pruebas complementarias como ecografía, linfografía o resonancia magnética con el objetivo de excluir enfermedades asociadas o diagnósticos diferenciales.  

Debido a que el lipedema es una afección poco conocida todavía en España, es importante que tanto el diagnóstico como el tratamiento se realice por un equipo multidisciplinar, experto y especializado en lipedema.

Por otra parte, el lipedema se puede clasificar según su grado de extensión y localización:

Los depósitos grasos se localizan en pelvis, cadera y nalgas, sin afectar al resto de la extremidad inferior. 

La grasa se deposita en los muslos, entre las nalgas y las rodillas.

El aumento de tejido adiposo afecta a los miembros inferiores, desde las nalgas hasta el tobillo

El lipedema afecta a los brazos y no a las extremidades inferiores. 

Se expande por las piernas, rodillas y tobillos, respetando el pie.

¿Qué puede causar el lipedema?

No se sabe con exactitud el qué puede originar el lipedema. Sin embargo, sí parece que existe un componente hormonal que juega un papel fundamental en el inicio y en el desarrollo de la enfermedad

Se ha observado que es más frecuente en mujeres y su incidencia se encuentra entre el 10% y el 20% de la población mundial femenina. Además, en un 20% de los casos se encuentra una asociación hereditaria. Sin embargo, estos datos se ven infravalorados por la imprecisión diagnóstica al momento de abordar a los pacientes que padecen esta entidad, confundiéndose con enfermedades como linfedema, sobrepeso u obesidad entre otras, proporcionando una demora en el tratamiento.

“En el lipedema lo fundamental es que se diagnostique y se trate por profesionales expertos en lipedema o lipoedema. No es solo el cirujano plástico, sino todo el equipo de nutrición, fisioterapia que entra en juego y quienes deben tener un conocimiento detallado de esta patología y su manejo para lograr unos óptimos resultados. No es lo mismo una liposucción, que una liposucción para lipedema”

¿Quieres ponerte en contacto con nuestro equipo?

Podremos resolverte cualquier duda, ofrecerte más información sobre cualquiera de nuestros tratamientos o concertar una cita.


Llámanos
Whatsapp a Dr. Serra Mestre